lunes, 23 de julio de 2018

VOLVEMOS AL PAJAREO

¡¡Hola a todos!! Después de 3 meses sin pajarear, vuelvo con dos bimbos, esta vez en el sur de Burgos. 
Como bien habéis visto en otras entradas, he estado mas centrado durante este tiempo con las orquídeas que con los pájaros, aunque en esta entrada tampoco faltarán.

Hace una semana, me fui con Cesar, con su padre y su hermano, y con Fernando, a Peñalara, en el fin de ver dos nuevas especies para mi, el escribano hortelano y la curruca mirlona.

Según subíamos el monte comenzamos a oír el característico canto del macho de escribano hortelano, en ese momento lo vimos entre las ramas de un enebro, ¡¡BIMBO!!.


Poco después se posó algo mas cerca de nosotros, pero aún manteniendo gran distancia.

 Escribano hortelano (Emberiza hortulana)

Foto de Cesar

Continuamos el paseo, cuando se nos cruzaron una pareja de roqueros rojos, que se estaban peleando con unos alcaudones dorsirrojos.




Roquero rojo (Monticola saxatilis)

Mientras que veíamos los roqueros, Cesar me avisó de que estaba viendo mi segundo bimbo del día, una curruca mirlona, ¡¡BIMBO!!




Curruca mirlona (Sylvia hortensis)​

Ya cuando subimos al punto mas alto del monte, vimos un par de vencejos reales capturando mosquitos.


Vencejo real (Tachymarptis melba) Foto de Cesar

Y para concluir la entrada os dejo con las últimas orquídeas que he podido ver esta temporada


Cephalanthera rubra

Himantoglossum hircinum

Coeloglossum viride (izq) Nigritella gabasiana (dcha) Gymnadenia conopsea (fondo)

Pseudorchis albida

Epipactis phyllanthes 

Epipactis helleborine


Dactylorhiza maculata

Bueno, y esto es todo
Hasta la próxima aventura
El pajarero medinés


martes, 19 de junio de 2018

MURCIÉLAGOS DE LA SIERRA DE QUILAMAS

¡¡Hola a todos!!
En esta entrada os voy a hacer un pequeño resumen de mi estancia en Salamanca, en compañía de Pedro Alonso, ya que me invitó a que fuese a un muestreo de murciélagos en la Sierra de Quilamas



1ª noche: La noche entre el jueves y el viernes pintaba perfecta para poder capturar un número bastante alto de estos pequeños mamíferos. Para este primer muestreo se eligió un robledal de Quercus pyrenaica. En este trampeo se unió Natalia Revilla. Según empezamos a montar la red, ya empecé a ver algún murciélago rondar por nuestras cabezas. Lo que tardamos en montar la mesa y los instrumentos para procesarlos, las redes ya estaban con gran cantidad de animales de varias especies, entre ellos




Barbastella barbastellus


Hypsugo savii 


Plecotus austriacus

Pipistrellus pipistrellus


Myotis bechsteinii

Plecotus auritus


Según entraba la noche empezamos a coger murciélagos mas grandes como



Myotis blythii



Myotis myotis

2ª noche: La segunda noche decidimos trampear en Navarredonda, alli nos juntamos con Jorge Sereno y Luis. Antes de empezar a coger murciélagos, Jorge y yo estuvimos fotografiando un bonito libeloide


Libelloides hispanicus

Esa noche pudimos capturar


Myotis bechsteinii y Plecotus auritus



Myotis mistacinus

3ª noche: Por la mañana Jorge y yo decidímos dar una vuelta por la zona, donde pudimos ver:




Esfinge colibrí




Zerynthia rumina


Para la captura elegimos un río cerca de Navaredonda.

Sapo partero común (Alytes obstetricans)

La noche pintaba bastante húmeda pero no escasa en capturas, lo que me sorprendió fueron los 3 Nyctalus leisleri que cogimos. Un animal que por la forma estilizada de sus alas se ve que el un cazador aéreo de zonas despejadas, en cambio la mayoría de los anteriores, eran cazadores de zonas cerradas como bosques, o también llamados "gleaners", cuyas alas son mas redondeadas.





Nyctalus leisleri

4ª noche: Esta noche pusimos las redes en una charca para que bebiese el ganado en un bosque de Quercus pyrenaica ya que anteriormente Pedro había cazado 2 ejemplares de Nyctalus lasiopterus, el murciélago mas grande de Europa con una envergadura de casi medio metro. Al principio la noche pintaba buena, pero conforme oscurecía, se levantó el viento, por lo que no fue una buena noche respecto a nº de capturas, pero nos sorprendió con una especie en concreto, el Eptesicus serotinus






Eptesicus serotinus

Bueno y esto es todo, una experiencia inolvidable en Salamanca.
Hasta la próxima aventura
El pajarero medinés